Investigación de incidentes, accidentes y enfermedades profesionales

Papel del directivo:

  • Tener conocimiento de todos los incidentes y accidentes acontecidos en su área de responsabilidad.
  • Colaborar en la investigación de incidentes, accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, sin buscar culpables.
  • Favorecer la comunicación de incidentes.
  • Transmitir al personal a su cargo la importancia de la investigación de incidentes, AT y EP, centrándose en los hechos, nunca en la búsqueda de culpables.

  • Recibir y asumir de forma constructiva (nunca como si fuera una crítica) las deficiencias derivadas de la investigación de  incidentes, AT y EP.

Buenas prácticas:

  • Dar a conocer los resultados de las investigaciones de incidentes, AT y EP de sus áreas de responsabilidad en las reuniones de trabajo o de comunicación.
  • Involucrarse directamente en la investigación de AT y EP, bien en el propio análisis, bien solicitando que le reporten los resultados del mismo.
  • No culpabilizar al trabajador del AT.
  • Priorizar la ejecución de medidas preventivas derivadas de las investigaciones de AT y EP.

ACCIDENTES GRAVES, MORTALES O MÚLTIPLES

Papel del directivo:

  • Colaborar con la policía judicial, la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, y con el personal de los organismos técnicos.

Buenas prácticas:

  •  Demostrar interés en la investigación del accidente, involucrarse directamente en la aportación de datos.
  • Evitar juicios infundados o búsqueda de culpabilidades al analizar el accidente.

El apartado de la siguiente publicación es “VIGILANCIA DE LA SALUDdía 17/12Síguenos en twitter y Facebook para recibir las actualizaciones del Blog de Prevención Navarra.

Esta entrada fue publicada en La gestión de los riesgos laborales desde el puesto directivo. Guarda el enlace permanente.

Comments Closed

Los comentarios están cerrados.